postboda foto novia

Hablábamos en el pasado post sobre la importancia de llevar a cabo el reportaje de preboda que uno de los principales motivos era cogerse “ese puntillo” mutuo pareja de novios y fotógrafo. En el caso de la postboda ese puntillo ya lo tenemos. Y lo más importante, el tiempo suficiente para hacerla con calma y en el lugar o lugares deseados.

Hablábamos también en nuestro artículo de preboda que son muchos los aspectos que hacen un reportaje de bodas impredecible en cuanto a organización y horarios. Y uno de los mayores inconvenientes que tenemos los fotografos de bodas es precisamente ese, el tiempo. De ahí que optemos por la famosa postboda.

Hablamos especialmente del tiempo existente entre la ceremonia “oficial” y la copa de recepción de invitados para realizar el reportaje de pareja de exterior. A veces disponemos de dos horas, otras de una, otras de media y otras directamente de nada. Claro que todo dependerá de horarios, desplazamientos y condiciones meteorológicas. En la postboda esta ya todo previsto, controlado y organizado.

posboda en granada

Por poco tiempo que dispongamos, siempre intento explicar previamente a las parejas de novios para las que trabajo la importancia de llevar a cabo un reportaje de pareja. Aunque sean sólo algunas pocas fotos en el mismo lugar de la ceremonia aunque apartados un poco de invitados y miradas incómodas. El motivo es bien sencillo: El reportaje de boda completo documenta fotografías del novio con los primeros preparativos. Fotografías de él sólo y algunas otras acompañado de familia y todo aquel que se tercia. Continuara repitiendo esta situación pero esta vez en casa de la novia. Posteriormente novio y novia se encontrarán en la iglesia, restaurante o ayuntamiento de turno para la celebración de la ceremonia de unión. Estas fotos reflejarán a ambos acompañados de padres, primos, tíos, sobrinos, colegas, compromisos y hasta el cura o concejal que lleve a cabo la ceremonia. Y de ahí, o bien pasamos a desplazarnos hasta el lugar de celebración (suponiendo que no sea el mismo) donde seguiremos llevando a cabo retratos acompañados de invitados o bien decidimos llevar a cabo un pequeño reportaje donde, ahora sí, los únicos protagonistas serán ellos, los novios. Nadie más.

Y según cada situación quizá no haya tiempo para esas bonitas fotos de pareja. Es ahí, donde habría que plantearse un reportaje de postboda. Incluso si hay poco tiempo del día de la boda también. A veces, si el tiempo es muy limitado, casi es preferible que los novios disfruten todo el tiempo de sus invitados y llevar a cabo un reportaje de pareja unas semanas después.

postboda-granada

La sesión de postboda podremos organizarla sin miedo a contratiempos. Elegir uno o varias localizaciones donde llevar a cabo la sesión ya que el tiempo no será, por fin, ningún problema. Podremos empezar en unos lugares con luz natural y terminar la sesión en otras localizaciones con la noche cerrada buscando una fotografía de boda más moderna. Llevaremos equipo, ayudantes, agua y hasta zapatillas para la mayor comodidad de todos. Una sesión en la que el fotografo de bodas tendrá tiempo de entretenerse buscando encuadres diferentes o rincones propicios para ciertas fotos. Medir luces, repetir tomas y hasta experimentar un poco.

Como decía en el anterior post que hablaba de la preboda, quizá algunos piensen que este sea otro servicio extra para que los fotógrafos de bodas sigan “estrujando económicamente” al cliente. A mi me gustaría pensar que llevar a cabo una postboda es la solución ideal para que el reportaje de boda de ellos sea completo, único y exclusivo. Que sea realmente espectacular. Además, que mejor excusa para volver a ponerse los trajes que tanto dinero les costo y con enorme ilusión llevaron puesto uno de los días más bonitos y felices de sus vidas.

Ya sabes, si quieres un bonito reportaje de novios CONTACTA CONMIGO AQUI, verás como será una de tus mejores decisiones.

Alejandro Gonzalo – Fotografo bodas Granada