fotografos de bodas baratos
Chloe “trabajando duro”

Y es exactamente lo que les ocurrió en Leeds (Inglaterra) a Paul y Chareen en el momento que decidieron contratar a alguno de los fotografos de bodas baratos que por allí se ofertaban, lógicamente, no profesionales. La elegida para documentar, en teoría ese maravilloso día, sería la fotógrafa Chloe Johnston. Pasa y sigue leyendo porque no tiene desperdicio.

Paul y Charren le abonaron a esta supuesta fotografo de bodas 500 libras (640€) en concepto de reserva semanas antes de la boda. Y el problema comenzó cuando Chloe, la fotógrafa, no contestó ni devolvió ninguna de las llamadas de los novios hasta exactamente las diez de la noche al día anterior de la boda. Empezamos bien!!

Y llegado el día comenzaron los primeros despropósitos de esta fotografa al llegar 45 minutos tarde. Si ahí hubiera quedado la cosa… pero eso no es todo. Resulta que Paul tenía unos problemas serios de movilidad por lo que la mayor parte del día lo pasaría sentado en una silla de ruedas. Aun así Chloe se empeñó en la idea de introducirse en un bosque, lógicamente sólo con la novia, para hacerle algunas fotografías únicamente a ella y obviando a Paul y a las damas de honor también presentes. ¿El resultado? que mientras el novio Paul se encontraba aburrido contando los pájaros que por allí pasaban, su mujer rompía y enfangaba el reluciente vestido de novia con el que seguramente tanto soñó llevar puesto algún día. De nada sirvieron los esfuerzos de ella por mantener el vestido a salvo. 200 libras (255€) costó arreglar y limpiar el vestido. Seguimos bien.

fotografos de bodas baratos
Chloe sigue trabajando realmente duro

¿Pensabas que eso era todo? NO. Llegada la hora de la celebración, resulta que esta “fotografa de bodas”, y según la versión de novios e invitados, pasó más tiempo haciéndose selfies en el photocall organizado que fotografiando a novios e invitados en un ambiente de alegría y diversión. Con dos narices….

Y llegó el momento de entregar el trabajo unas semanas después. ¿Resultado? Sólo 15 fotografías de las más de 9 horas que duró toda la ceremonia lo que hizo pensar a los novios que se trataba de una broma. Pero no, no lo era. Esta fotografa de boda había arruinado uno de los días mas bonitos de la pareja pues las fotografía no reflejaban nada de lo que aquel día aconteció según palabras del propio Paul, que además, se quejó pues ninguna de esas 15 fotografías ofrecía un estándar mínimo de calidad.

fotografos de bodas baratos
Una de las 15 fotos que recibieron

La pareja no tuvo más remedio que acudir a los tribunales. Lógicamente, el falló obligó a Chloe (la fotógrafa) a devolver el importe de la reserva que ascendía a 500 libras por un lado. También a una indemnización (cuyo importe no tengo ni idea) y a una importante multa por desarrollar una actividad laboral lucrada sin permisos para ello.

Según Paul (el novio) está realmente arrepentido e hizo un llamamiento a las parejas para cuidarse de los fotografos de bodas baratos, recomendando que sean especialmente profesionales del sector. En fin, que ya podía haberse aplicado este cuento él también.

Alejandro Gonzalo – Fotógrafo