Esto de los influencers, youtubers, instagramers, en definitiva, publigratis que se está yendo de las manos. No es la primera vez que hacemos referencia de este elenco de caraduras en cuanto a aquello de buscar fotógrafos de boda gratis se refiere. Hace poco hablábamos sobre aquella pareja que te «dejaban que fueras su fotógrafo de bodas sin pagar» a cambio de práctica y fotografías para su portfolio. Si, como lo oyes. Te dejaban que les hicieras las fotos y encima no te cobraban nada. Tócate las narices. Encima pedían un mínimo de experiencia y se debía utilizar un equipo profesional detallado casi inalcanzable para, en teoría, un fotógrafo de iniciación que quisiera practicar con ellos.

El caso nos ocupa ahora es totalmente diferente. Me pasaron el caso el otro día el link y he decidido compartirlo con vosotros. Visto en  Diyphotography.net Se trata de una «wedding planer» que en la labor de satisfacer a sus clientes decide buscar fotógrafos de bodas gratis. A cambio, promocionarlo entre las redes sociales que administra: Facebook e Instagram. Llamadme simple pero creo yo que esta estrategia no sólo la usa para la fotografía, si no para todo aquello que cueste un sólo euro. O libra en este caso.

En su escrito además apremia al fotógrafo de turno a decidirse rápido pues «¡esta misma tentativa ha sido enviada a cuatro fotógrafos de boda más de la zona siendo una oferta tentadora para el primero que de el «si quiero!».

Sin embargo los fotógrafos Betrothed & Co no estaban tan convencidos de que fuese una oferta tan jugosa. Decidieron responder a esta «wedding» de una forma que a la postre, y sin pretenderlo, se haría viral: «¡Suponemos que al número de seguidores que nos informa que tiene le debe faltar algún cero. Tenemos amigos con mayor número de seguidores. Nuestra tarifa para este servicio oscila entre las 3.000 y 4.000 libras!». Esta wedding planer contaba con 55.000 sumando ambas redes sociales en el momento de dicha «tentativa».

Y claro, no se lo tomó muy bien dada la respuesta menos amistosa que decidió ofrecer a esta pareja de fotógrafos amenazándolos con que «¡los dejarían en evidencia en las redes sociales por tal osadía!». ¿Resultado? Los fotógrafos decidieron publicar la cadena de correos enviados dejando al descubierto la profesionalidad y seriedad de esta chica. Una evidencia que se le volvió en contra.

Al final, y como casi siempre, ese negocio de buscar fotógrafos de boda gratis le saldrá algo caro a esta caradura. Al menos en cuanto a reputación se refiere.

Y ya puestos,…. ¿a quién no le han ofrecido algo similar? No te diré que a mi cada día…. pero casi. La última, un «instagramer» que para agradecerles a sus 1.500 seguidores su fidelidad me ofrecía promoción entre ellos a cambio de una sesión fotográfica gratis. Tentadora cuanto menos!! 🤦🏻‍♂️