Te dispones a hacer una fotografía y lo primero que sueles hacer es buscar un lugar. Por los motivos que consideres ya lo has encontrado así que pones a tus modelos. Colocas su cabeza, le das algo que hacer a sus manos o simplemente las escondes, terminas de estirar bien la ropa y diriges sus miradas a un lugar en concreto. Les pides que interactuen o simplemente les indicas que se mantengan quietos. Haces la foto y ves que algo falla. No termina de estar perfilada. Se la enseñas, principalmente a tu modelo chica y te dice: “ufff, que ancha me veo” en el mejor de los casos. ¿Que ha podido pasar? ¿Has colocado sus pies, cintura e intentado acentuar una figura femenina? Quizá no.

Mismo pose, mismo lugar. Mira lo que pasa cuando das las indicaciones correctas. ¿En cual de las dos fotos diría la novia “que ancha estoy”?

Hoy os voy a dar mi humilde punto de vista por el que creo que es importante pedirle a tus modelos, especialmente chicas, el motivo por el que es fundamental cruzar las piernas para “adelgazar” a una persona. Y no es otro que el de estilizar mucho la figura. Hacer unas piernas más largas y una cadera más estrecha. ¿Te gustaría que tu modelo te diga eso de “que culo o que piernas más gordas tengo”? Pues entonces vamos a ponernos manos a la obra. O a sus pies!!

Viendo que no conseguía poder sacarlos bien a los dos a la vez, les pedí a los novios que se detuvieran. Les di algunas indicaciones y listo. Comprueba la diferencia.

¿Recuerdas el “video sesión” del capítulo número 5? Te recuerdo esta parte.

Como puedes ver personalmente yo le doy mucha importancia a este tema.

Te invito a que hagas un ejercicio de prueba. Coge a una persona de tu alrededor y pídele que camine unos metros frente a ti de manera normal mientras tú le realizas una serie de fotografías. Posteriormente, pídele que regrese al mismo lugar e indícale que de nuevo vuelva a caminar frente a ti pero en esta ocasión dándole las mismas indicaciones que yo le doy en el video mientras comienzas de nuevo a hacer la misma serie de fotografías. Si es chica y lleva tacones es posible que no le sea fácil cruzar sus pies. Dile que camine como yo indico en el video anterior. Una vez concluyas la prueba, enséñale las fotos a tu modelo y deja que sea ella la que decida en qué fotografías se ve más bella. Me apuesto una cena contigo que elegirá las fotos de la segunda serie. Aunque se vean mal caminando, e incluso ridídulos/as, recuérdenles que se tratan de fotografías y no video por lo que el resultado será totalmente diferente a lo que ellos/as sienten en el momento de andar. A veces, hasta ridículo.

Una de nuestras piernas tapará la otra. La idea es estrechar las caderas y muslos. Si una novia tiene los brazos muy anchos, haremos una pose en la que esos brazos no sean visibles. Debemos hacer lo mismo con todas las demás partes del cuerpo.

Pero,…. ¿Qué sucede cuando el suelo es irregular o apenas se puede caminar un par de metros por algún motivo? Imagínate que quieres hacer una foto a una pareja caminando pero hay algo en el fondo que quieres sacar o, por el contrario deseas no incluir en la toma. Entonces, lo mejor es caminar parados. Si. Andar pero sin moverse. Recrea los pasos y busca el encuadre que más te guste. Las fotografías serán maravillosas. Recuerda: son fotos, no video.

Mira este pequeño video (y perdona por no tener audio):

Recuerda que el fundamento de una pose en movimiento debe ser interpretativa.

Es posible que una fotografía de una pareja andando sea una de las tomas más repetidas por los fotógrafos. Pero muchas veces, y a juzgar por los resultados, no darle ninguna indicación al respecto puede generar como resultado una fotografía sin ningún tipo de interés y sin un ápice de naturalidad pareciendo una toma ensayada. No es lo mismo ver una pareja andando durante un momento en vivo que pararte frente a una fotografía de esa misma pareja. En la foto, o te tomas tu tiempo para preparar la toma para un resultado optimo, o lo dejas todo al azar. Otra vez!!! Si no lo haces, puede que tengas suerte y consigas una buena fotografía, pero,… ¿y si no la tienes? Recuerda que los pequeños detalles hacen la diferencia entre una foto buena, y otra mejor.

Indícales a tus parejas como deben cogerse las manos (sin entrelazarse los dedos), diles hacia donde deben mirar (nunca a los ojos si están muy cerca) y explícales como caminar y a que ritmo deben hacerlo en el caso de haber movimiento. Pídeles interacción entre ellos y un punto de contacto (por ejemplo: sus manos), de lo contrario parecerá que la pareja está enfadada o puede que no trasmitan un sentimiento de amor. Si esto ocurre la habremos cagado, y bien. ¿Te imaginas un reportaje de boda con fotografías en las que los novios parecen enojados? Parecería que han contraído matrimonio sin ilusión alguna. Nosotros no queremos conseguir eso, ¿verdad?

Aquí volvimos a pararnos para “andar sin movernos” ¿puedes notar la enorme diferencia?

Volviendo a la posición de los pies, es importante que tengas claro que el peso del cuerpo de tu modelo no debería repartirse por igual en ambos pies. Una interpretación correcta de la toma es que gran parte del peso recaiga sobre una de ellas. Y aquí es igual que tengas los pies cruzados o no pero de esto último ya lo hablaremos otro día.

Ahora, sal a la calle y camina. Pero recuerda, cruza los pies!!!